Cortázar y Rabassa en la cocina traductora

POSTED BY   Natalia
22/09/2016
Cortázar y Rabassa en la cocina traductora

Por Maite Fernández, coordinadora de los talleres de traducción.

El 13 de junio de este año nos llegaba la noticia de la muerte de Gregory Rabassa, el aclamado traductor al inglés de Cien años de soledad y otras obras de García Márquez, Vargas Llosa, Cortázar y otros muchos autores latinoamericanos. Gregory Rabassa era de madre neoyorquina y padre cubano. Nacido en 1922, trabajó como criptógrafo durante la Segunda Guerra Mundial y solía bromear diciendo que al descifrar mensajes secretos, se ocupaba de traducir el inglés a inglés.

Si bien el libro que llevó a Rabassa a la fama fue Cien años de soledad, el autor con el que más relación tuvo fue Julio Cortázar, del que tradujo su Rayuela por el método de ir enviándole su trabajo a medida que avanzaba, para que el escritor fuera revisándolo y resolviendo sus dudas. Eran otros tiempos. Hoy nos parecería imposible trabajar con esa lentitud, y escribir esas cartas, y más aún que el autor pudiera responderle a uno cosas como esta: «Precisamente porque tu trabajo me parece tan inteligente y sensible, y porque me siento feliz de tenerte como traductor, es que me empeño en leerte atentamente cada página para ayudarte a que logre la máxima perfección», que fue lo que le escribió el escritor en 1965 desde París [Cartas (Alfaguara), 2012].

Cuenta también Hillel Italia, en su artículo publicado el 14 de junio de 2016, que en una ocasión, Rabassa se dio cuenta de que había una errata en una de sus traducciones. Donde había querido poner «fried eggs» (huevos fritos), había aparecido «fired eggs». Rabassa quería corregirlo, pero a Cortázar le pareció un verdadero hallazgo, y le pidió que por favor lo dejara. Y es que… «fired eggs»… ¡puede ser tantas cosas! Es precisamente una de esas combinaciones de palabras que un buen escritor usaría y uno de esos rompecabezas que tanto nos gustan a los traductores.

Literalmente, esos «fired eggs» serían «huevos disparados», porque «fire» como verbo significa «disparar» (un arma). Pero, ¡ay!, las palabras no son tan simples. A nadie se le escapa que, si bien cuando el verbo se usa de manera rutinaria, la imagen del fuego se ha borrado de las mentes, al aparecer en un contexto extraño (el verbo unido a unos «huevos» y no a una pistola o una escopeta), la imagen del fuego («fire», como sustantivo) deja su función de figurante para adquirir protagonismo, como en esas imágenes de trampas visuales donde al mirar largo rato acabamos por distinguir claramente una forma entre todos los puntos.

Así que unos «fired eggs» podrían ser unos «huevos disparados», pero también «fogueados» (un verbo que sí, tiene el fuego dentro, pero no significa lo mismo), o unos «huevos de fuego» o…

No sería de extrañar que para la traducción de ese libro (que el artículo, lamentablemente, no menciona), algún traductor indonesio, o coreano, o albanés, haya partido de la traducción inglesa. Me pregunto en qué se habrán convertido, entonces, esos inocentes huevos fritos.

La anécdota me ha hecho pensar en lo absurdo que es creer que la traducción pueda ser una copia exacta del original: no solo es imposible, sino que ni siquiera es deseable. La traducción literaria, por muy fiel que intente ser, siempre será un trabajo creativo, un juego de encaje de palabras donde con piezas distintas tendremos que ensamblar un artilugio que funcione. Decía Rabassa, «La gente espera una reproducción, pero no se puede convertir a un polluelo en un patito» (Rabassa, citado según Bast 2005; Trad. J. A. Albaladejo).

Para aquellos a los que les guste jugar con las palabras y quieran llegar al fondo de los textos ingleses lanzamos la Tercera edición del taller de traducción literaria de Billar de letras. Dos formatos, presencial  y online.
Para más información y reserva de plazas, envíanos un email a info@billardeletras.com o llámanos al 91 532 40 64.

Taller presencial
Taller online

 

0

Natalia

You may also like

Thomas Wolfe por Amelia Pérez de Villar
12/01/2022
Blog
Libros club de lectura de enero a marzo 2022
01/12/2021
Blog
TRADUCCIÓN DE CÓMIC por Julia Osuna Aguilar
24/11/2021
Blog

Post a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *